Finanzas para hacer crecer tu empresa

Tiempo de lectura aprox: 2 minutos, 55 segundos

Las finanzas corporativas son un campo intrincado, donde pequeñas variaciones pueden significar la diferencia entre el éxito y el fracaso; en especial cuando hablamos de financiamiento para el crecimiento de la empresa

Dos conceptos esenciales en este campo son el flujo de caja y el costo de la tasa. Aunque ambos son cruciales, existe un argumento fuerte sobre cuál tiene un impacto más determinante en la supervivencia y prosperidad de una empresa. 

Por ello, en el artículo de hoy veremos más de cerca la dinámica entre estos dos elementos y su impacto real en la estrategia empresarial. De esta manera podrás elegir qué tipo de financiamiento es el que necesitas, ya sea préstamos para empresas, venta de acciones u otros. 

¿Venta de acciones de tu empresa?

Antes de tocar las implicaciones del flujo de caja y el costo de la tasa, entendamos que sin duda, la alternativa más costosa de financiamiento para una empresa es la venta de acciones. ¿Por qué se considera caro?

Aunque en el corto plazo es lo opuesto pues no implica un pago de intereses como en el caso de las deudas, la venta de acciones diluye la participación de los accionistas actuales en la empresa. Esto significa que una porción del beneficio futuro y del valor de la firma se distribuirá entre un número mayor de accionistas y el beneficio de tu crecimiento se dividirá entre los nuevos accionistas. 

Además, al incorporar nuevos accionistas, se puede generar una presión adicional en la gestión y dirección de la empresa, ya que los nuevos inversores pueden tener visiones o expectativas diferentes. 

En términos de costo de oportunidad, ceder una parte del control y de los beneficios futuros es muy probable que a largo plazo represente un costo financiero superior al de otras formas de financiamiento (la excepción es si la empresa en sí no tiene crecimiento, lo cual es un escenario negativo que claramente no se busca). 

Por lo tanto, aunque la venta de acciones puede ser una excelente herramienta para obtener capital sin incrementar la deuda, es esencial analizar profundamente las implicaciones a largo plazo antes de optar por esta vía.

Costo de la Tasa: Una Consideración Secundaria

Aunque es indiscutible que el costo de la tasa, o costo de capital, es un factor importante en la gestión financiera, no es usualmente el culpable directo de la quiebra de una empresa. 

Si tu empresa se encuentra en una posición donde requiere capital pero que pagará en el corto plazo y cuenta con flujo y capacidad de pago suficiente para cubrir sin problema las obligaciones de pago, sin duda una menor tasa es lo más conveniente pues saldrá más barato. 

Sin embargo, el costo de financiamiento se vuelve relevante en la evaluación de proyectos de inversión y en la determinación de la estructura de capital óptima, por ello una tasa de financiamiento más alta, es manejable con un flujo de caja robusto y bien gestionado.

Flujo de Caja: El Verdadero Guardián de la Viabilidad Empresarial

Si hay una lección que la historia nos ha enseñado repetidamente, es que las empresas no quiebran por falta de rentabilidad, sino por falta de liquidez

El flujo de caja es el verdadero barómetro de la salud financiera de una empresa. Representa la capacidad de la firma para generar recursos suficientes y cubrir sus obligaciones recurrentes, ya sean operativas, financieras o de inversión; algo incluso más relevante si se tiene una inyección de capital para crecimiento (no queremos que este se destine a pagar las mismas obligaciones que creó en lugar de ayudar al desarrollo de la empresa)

Viéndolo de una forma holística; si como empresa esperas que todo salga exactamente como lo planeas en el corto plazo, tener un financiamiento por deuda con una tasa baja sería lo más conveniente pues la poca flexibilidad y altas garantías es irrelevante si controlas el escenario completo. 

Por otra parte, si tu nivel de incertidumbre en tiempo y capacidad es muy alto, otorgar acciones a cambio de una inyección de capital puede ser lo más conveniente. 

Sin embargo, en un punto medio donde mantener un flujo de caja sano bajo condiciones de pago flexibles es más importante, modelos como de Financiamiento Moderno como el Capital a Largo Plazo otorgado por PlayBusiness, no sólo cobran mucho mayor relevancia, sino que se vuelven indispensables dentro de la discusión estratégica de la empresa.

Liquidez antes que nada

La liquidez sigue siendo la piedra angular del éxito empresarial; y asegurar que las obligaciones recurrentes, especialmente aquellas críticas para la operación del negocio se cumplan puntualmente, es una de las labores principales de una dirección responsable. 

Sin embargo, es aún más importante concentrarte en el crecimiento de la empresa en sí, pues el costo de oportunidad puede ser tan alto como para alterar el futuro de la organización completa. 

Recuerda, aunque el costo de financiamiento es un elemento importante a considerar, no debe eclipsar el foco en el desarrollo. Finánciate bien, en lo que tu empresa requiere ahorita y futuro cercano, para que puedas concentrarte en lo importante, ya bastantes desafíos y oportunidades existen en el mundo empresarial.

Si te gustó el contenido de hoy no olvides compartirlo en tus redes sociales y mantenerte al pendiente de nuestro blog para más información sobre préstamos para empresas y opciones de financiamiento.

0
0
Comparte este artículo
Contenido creado por Play Business

Suscríbete a nuestro newsletter